Junta, puertos y polos unen fuerzas para captar inversión industrial

La AGI y Aiqbe se promocionan juntas en Barcelona como clúster químico Economía se marca como objetivo que el peso de la industria en el PIB suba en 5 puntos a medio plazo

02/10/2014 

Manuel Morón, Manuela de Paz, Manuel Doblado, José Sánchez Maldonado, Luis Serrano y Rafael Martínez-Cañavate.

Dos de las concentraciones industriales más importantes de España, con un valor de la producción que en 2013 casi alcanzó los 24.000 millones de euros. El puerto más grande del país (Huelva) y el de mayor tráfico, quinto de Europa (Algeciras). Una ubicación privilegiada entre Europa y África y en la puerta de entrada al Mediterráneo y mano de obra cualificada. Y los servicios de la Junta de Andalucía dirigidos a las empresas como una muestra de su apuesta por la reindustrialización de la comunidad autónoma. Con ese cóctel promocional ideado por la Junta desembarcaron ayer en Expoquimia, la mayor feria química del Sur de Europa, representantes de los polos industriales del Campo de Gibraltar (AGI) y Huelva (Aiqbe), de sus puertos y de la Consejería de Economía y Hacienda. Empresas e instituciones aúnan fuerzas para captar nueva inversión: "Queremos más industria", resumía el consejero de Economía, José Sánchez Maldonado.

El denominado clúster químico andaluz se promociona en este evento de Barcelona, con más de 500 empresas y 30.000 profesionales, en un stand de la Junta de Andalucía con representación de los puertos y las patronales industriales. Allí se venden como un todo, un hub industrial y logístico de 26 entidades de diferentes subsectores que suman la mitad del valor de la producción de Andalucía y dos puertos que suponen el 25% del tráfico de mercancías de España. Autopistas, los corredores transeuropeos de transporte y seis aeropuertos completan la oferta recogida en el tríptico de presentación del clúster.

El objetivo declarado, aumentar el tejido industrial de Andalucía, que su peso en el Producto Interior Bruto de la comunidad autónoma suba 5 puntos en el medio plazo y con la mirada puesta en el año 2020, año para el que Europa, tras un viraje hacia la actividad industrial, se marca como estrategia cubrir un 20% de su PIB con este sector. Teniendo en cuenta que (según los datos de la patronal Feique) la química en concreto se encuentra ya en volúmenes de producción similares a los previos a la crisis y existe una previsión de crecimiento anual del 4,5%, este subsector se configura como "una oportunidad que Andalucía quiere, debe y puede aprovechar", destacaba Sánchez Maldonado.

El consejero hacía estas declaraciones durante la presentación de un informe conjunto de la Asociación de Grandes Industrias (AGI) del Campo de Gibraltar y la Asociación de Industrias Químicas, Básicas y Energéticas (Aiqbe) de Huelva, el tercer estudio agregado en el que se recoge un nuevo aumento de la cifra de negocio, que desde año 2008, antes de que las industrias tocaran fondo, ha ganado más de 7.000 millones de euros. El sector "ha conseguido enfilar la senda del crecimiento", destacaba el presidente de la Aiqbe, Rafael Martínez-Cañavate, tras combatir la caída de la demanda interna con la exportación (supone ya el 45% del total de la producción de ambos núcleos), reduciendo sus costes de producción, "pero sin detener la inversión para seguir mejorando sus equipos e instalaciones". Pese a ello, se sigue encontrando dos viejos problemas que denuncia año tras año: los elevados costes energéticos y la complejidad administrativa, que reducen los márgenes comerciales a extremos "insostenibles" para muchas empresas. "De hecho, desgraciadamente, algunas de ellas se han quedado en el camino y otras se han visto obligadas a reducir líneas de producción", añadía.

Partiendo del mensaje común de la necesidad de incrementar la cuota industrial, el presidente de la patronal onubense instaba a en primer lugar "afianzar la industria existente" minimizando estos problemas. Pero también, a establecer las condiciones necesarias para que en el caso de que llegue el final de una factoría (el último, el de Ence), "otras industrias de su mismo peso viniesen a reemplazarlas". Su homólogo en la AGI, Manuel Doblado, apuntaba otro elemento en juego para la pervivencia industrial: "En los mercados globales es muy importante la flexibilización y la optimización de costes. Eso necesita no sólo de una fuerte apuesta empresarial, sino también de una actitud sindical acorde". "Esta claro que no se crean industrias por la simple publicación de un boletín oficial, hace falta una política industrial que desde la empatía de las administraciones con todos los subsectores industriales impulse la mejora de todos los factores de competitividad", incidía Cañavate. En el catálogo de reivindicaciones, el día después de la presentación de los Presupuestos Generales del Estado, no podía faltar la ejecución de las infraestructuras pendientes, más tras aprobarse el pasado año la inclusión de ambos puertos en los corredores transeuropeos de transporte. En concreto, la reclamación de la línea de ferrocarril Algeciras-Bobadilla: "Es una inversión fiable, de alta rentabilidad asociada", apuntaba Doblado. A esta petición, ante el Gobierno central, se sumaba también el consejero. "Hemos visto con pesar cómo en los PGE de 2014 había 50 millones de euros que no se han invertido, y para 2015 hay otros 50 que tememos que tampoco se invertirán".

"Nos gustaría seguir afianzando el modelo", aseguraba Sánchez Maldonado, tras enumerar las ventajas puestas a disposición de las empresas vía incentivos, servicios avanzados o infraestructuras tecnológicas. "Hay todavía un amplio margen para que el sector industrial químico siga expandiéndose por Andalucía".

Y espacio y logística, recordaban los presidentes de las autoridades portuarias de Huelva y la Bahía de Algeciras. La primera, Manuela de Paz, señalaba que "Huelva tiene capacidad para actividad logística y para acoger a nuevas industrias". Su homólogo algecireño, Manuel Morón, insistía en la necesidad de una conexión ferroviaria con la que "el potencial de crecimiento sería mucho mayor" (y Algeciras es ya el puerto europeo que más ha aumentado sus tráficos en el primer semestre). Todos ellos agrupados en el stand que, por primera vez, aunaba al Campo de Gibraltar y Huelva y desde el que los directores comerciales de los puertos partían a la caza de inversores.

Fuente: Europa SUR